Para los amig@s del “apocalipsis laboral” y de las predicciones catastróficas sobre el mundo del trabajo, aquí va un poco de su “Medicina del Miedo”:

¡¡¡Las maquinas terminarán sustituyendo a las personas en muchos puestos de trabajo!!!

¡¡¡La Inteligencia Artificial invadirá todo y seremos controlados por Algoritmos!!!

¡¡¡La tecnología lo inundará todo y hará que perdamos cualquier atisbo de intimidad y privacidad!!!

Quizás si echamos la mirada atrás nos encontramos con algunas realidades de como los avances tecnológicos cambian la vida del mundo del trabajo ¡¡¡para bien!!!

  • Internet nos ayudó a poder acceder a todo tipo de información.
  • Los accesos a información a través de las tecnologías sustituyeron a las incómodas y pesadas Enciclopedias.
  • El uso del correo electrónico ayudo a que desaparecieron aparatos como la máquina de escribir o el Fax.
  • Las Redes Sociales sirvieron para conectar personas que no se conocían y poder contactar con personas que hacía mucho tiempo habías “perdido de vista”.
  • Los Smartphones sustituyeron a dispositivos de ordenadores “pesados” y nos dieron acceso a poder gestionar nuestra vida profesional “con un móvil”.
  • Las videollamadas están sustituyendo a los pesados y costosos desplazamientos y viajes para poder reunirnos.

¡¡¡Y nuestra vida mejoró notablemente!!!

Entonces ¿Qué nos traerá la Inteligencia Artificial?

La Inteligencia Artificial al servicio de la Inteligencia Emocional

Cualquier tipo de predicción puede ser una mera hipótesis.

Aunque ya estamos comprobando los beneficios de la utilización de esta Tecnología, también se vislumbran algunos inconvenientes.

Desde MUTARE estamos convencidos del Gran Cambio en las Formas de Trabajo que traerá la Inteligencia Artificial.

La Tecnología al servicio de las personas, y no lo contrario.

Esto es lo que podemos intuir que tendrá impacto:

Los tiempos de trabajo se acortarán. Seremos más productivos, optimizando nuestros tiempos de trabajo. Lo que ahora tardamos horas, podrá realizarse en minutos (o segundos).

Dejaremos a la Tecnología que se ocupe de lo “pesado”. Al igual que en la industrialización las maquinas sustituyeron el trabajo más duro de las personas, en esta “Revolución Tecnológica” la Inteligencia Artificial ayudará a tener menos tareas “rutinarias” y de gran carga de trabajo.

Los resultados serán más fiables. El nivel de “error” de una Inteligencia Artificial será casi mínimo, o inexistente, y eso nos permitirá cometer menos fallos en nuestra actividad profesional.

Mayor tiempo para dedicarnos a tareas que nos gustan. El poder invertir nuestro tiempo en tareas que nos apasionan, y aportan más valor, es una de las grandes ventajas que nos otorgara la Tecnología.

¿Mayor tiempo de ocio? Lo ponemos en interrogante apoyándonos en lo siguiente. Si hacemos las tareas en menos tiempo gracias a la Tecnología, entonces ¿podremos disminuir la jornada de trabajo? Nosotros pensamos que este avance sí es posible, y que permitirá que la Inteligencia Artificial nos permita disponer de mayor tiempo libre para nuestra vida personal.

¿Y las personas como quedan en estas nuevas Formas de Trabajo?

Sin dudarlo estamos convencidos que una “Máquina” no podrá sustituir a una persona que tiene Inteligencia Emocional.

Pongamos un Ejemplo. Un algoritmo puede saber que nos gusta por las visitas que hacemos en una pagina web. Pero para vendernos ese servicio o producto preferimos que haya una Persona que nos atienda. Que sea amable, simpática, y que pueda conectar emocionalmente con nosotr@s.

La Inteligencia Emocional será clave y se posicionar como diferenciadora en las organizaciones que quieran dar un “Human Touch” a su compañía.

Por eso es el momento de apostar por formar a nuestros empleados en Inteligencia Emocional. Ya que esto les servirá para poder gestionar sus tareas profesionales de manera Excelente.

¿Y tú qué opinas?